Chick Bill


Las aventuras mas dispares del Oeste.

 


Fue publicado por primera vez en 1953 en las revistas de cómics franco-belgas Ons Volkske y Chez Nous Junior, y comenzó a publicarse en serie el 19 de octubre de 1955 en la revista Tintin bajo el título Les aventures de Chick Bill le cow-boy.

 

Han viajado por todo el mundo y han vivido un sin fin de aventuras, y fueron unos personajes que me entusiasmaron, pues su estilo de aventuras era muy parecido al que usaba yo para hacer mis comics, aunque por su puesto no con la misma calidad de dibujos. Se que para muchas personas no son conocidos, aunque en Francia lo son y mucho, pero realmente vale la pena leer sus historias, por su calidad de guiones y dibujos.


Conocí a su autor a través de sus comics realistas con el personaje Ric Hochet, un periodista novio de la sobrina del comisario, que destacaba por su habilidad e inteligencia.

Se publicaron 70 libros de la serie, que duró hasta la muerte de Tibet en 2010. Tibet escribió muchos de los guiones y dibujó todos los episodios, pero André-Paul Duchâteau y Greg escribieron varias historias y René escribió un episodio. Goscinny Frank Brichau fue acreditado como co-ilustrador de los últimos dos libros.


Fue cuando todavía no me fijaba mucho en el autor de los comics que me gustaban, cuando descubrí las aventuras de Chick Bill en un Zipi y Zape especial, relacioné inmediatamente los dibujos de Chick Bill con los de Ric Hochet, pues eran del mismo autor. Ahora es prácticamente imposible encontrar ejemplares en castellano, solo se encuentran raramente en mercadillos o en subastas. Eso si, en francés hay de nuevos todos los que quieras.


 

La familia Chick Bill la componen el “protagonista” Chick Bill, el Pequeño caniche, compañero inseparable de Chick, el sheriff Dog Bull y su ayudante Kid Ordinn, un ayudante incompetente pero el más buenazo de la serie, para mí el auténtico protagonista de la serie. Mi favorita es El tesoro del Buda verde, que hace poco, gracias a una colaboradora, ha vuelto a mis manos a través de un regalo en un Zipi y Zape especial. ( Gracias, Irene  wink )


 

Igual se narraba una aventura sin salir de Wood City, Arizona, o se iban al otro extremo del mundo. Como dibujos, yo intentaba dibujar mis comics copiando las poses, como agarraban con las manos, etc., incluso probaba los cuadros de las camisas como hace él, que encajan todas las líneas de los cuadros ya sean de una parte de la camisa u otra. Recientemente me he puesto en contacto con la editorial francesa para pedir títulos de este personaje, pero me han contestado por e-mail que no disponen de títulos en castellano. Así pues, solo me queda seguir buscando ediciones que salieron hace años para tener mas de las aventuras que mas me gustaron del “western americano”

Si tienes oportunidad, no dudes en hacerte con un ejemplar y disfrutar!!!