Crear particiones desde el CD de XP


Bueno, pues antes de instalar un sistema operativo, es interesante que sepáis que igual os conviene primero particionar el disco duro.

¿Para qué sirve? Pues para varias cosas. Lo ideal es tener más de un disco duro, pero si no es el caso, si lo particionamos, por ejemplo, en 2 particiones, el sistema funcionará como si de 2 discos duros se tratase, aunque deberemos repartir el tamaño total del disco entre ambas particiones. Un ejemplo sería usar una partición para el sistema, y la otra para guardarnos trabajos o cosas que descarguemos de Internet. así, si tenemos que reinstalar el sistema, formatearemos la primera partición y reinstalaremos el sistema, sin tocar la otra partición y por lo tanto conservando los datos que habían.

Otra aplicación interesante es si usamos programas de descarga P2P como el emule o el ares, ya que estos programas fragmentan muchísimo el disco duro, y si el sistema operativo reside en un disco muy fragmentado, se ralentiza considerablemente, por lo que es aconsejable hacer trabajar a este tipo de programas en otra partición distinta a la del sistema operativo.

No quiero dejar de mentar una aplicación aún más interesante, que es instalar otro sistema operativo más en una segunda partición, como puede ser instalar XP en la primera, y posteriormente el Windows 7 en la segunda, de modo que podremos elegir con qué sistema queremos arrancar nuestro PC una vez instalados ambos.

Vamos a ver un ejemplo, tenemos un disco duro de 40 Gigas (mas o menos 40.000 Megas), y queremos particionarlo en 2 partes mas o menos iguales. Ya se que es un disco pequeño, pero es lo que tenía para poder hacer pruebas y confeccionar este tutorial. De todos modos el procedimiento es el mismo que en uno mayor. Arrancamos le PC con el CD del XP en el lector de CD, y teniendo configurada la BIOS para que arranque el CD antes que el disco duro. Si es así, nos saldrá el mensaje que vemos abajo y pulsamos un tecla en cuanto éste nos salga.

Después de cargar una serie de controladores, nos aparece la ventana que nos pide si queremos instalar el XP. Para decirle que si, damos a la tecla Entrar.

Para darnos un poco la lata, nos aparece el contrato de licencia que podemos leer o pulsar directamente F8.

En este punto, nos podemos encontrar en un disco duro que no tenga particiones creadas, o que si las tenga, incluso que tenga un sistema operativo instalado. En éste último caso veremos la imagen de abajo.

Le tenemos que dar a "escape" para continuar, y llegaremos a la imagen de abajo en que nos dice que hay una partición creada y que esta es de 40 Gigas. Lo primero es eliminar esta partición, para lo cual nos pide que pulsemos la tecla D.

Una vez pulsada la tecla D, nos pide que confirmemos con la tecla Entrar.

Y como no, no es moco de pavo lo que estamos haciendo, ya que vamos a eliminar todo lo que hay en el disco duro, se nos pide que nos aseguremos de nuevo y pulsemos la tecla L.

Ahora si ya no hay vuelta atrás, tenemos un disco duro vacío y sin particionar, que es en esta imagen de abajo la que nos habríamos encontrado tras aceptar el contrato de licencia si en disco no hubiese estado ya con una partición creada.

Pues ahora nos toca crear una partición, por lo que pulsamos como el texto nos indica, la tecla C, y vemos la imagen de abajo que nos pone el tamaño que se asignará a la partición, que por defecto pone el tamaño máximo posible.

Pero como queremos hacer 2 particiones, cambiamos el 40979 en el caso de este ejemplo, que serian los 40 Gigas, y ponemos 20000 que serian unos 20 Gigas, como vemos en la imagen de abajo.

Ahora que hemos cambiado el tamaño, damos a Entrar y llegamos a la imagen de abajo.

Vemos que tenemos una partición creada de 20003 Mb y nos queda por particionar 20952, asi que seleccionamos el espacio no particionado con el cursor.

Una vez seleccionado, creamos una partición en el espacio no particionado con la tecla C, y esta vez si dejaremos que asigne todo el tamaño posible restante a la segunda partición, que en este caso será 20944 Mb como vemos abajo.

Ahora seleccionamos la primera partición, como vemos abajo, y damos a Entrar para instalar el sistema operativo en la primera partición.

Una vez le hemos dado a Entrar, nos pide el tipo de formateo, yo siempre uso el NTFS (rápido), que que el lento tardaría horas si el disco es muy grande. Solo lo recomiendo en caso de tratarse de un disco recién comprado, para asegurarnos que no tiene sectores defectuosos, pero en otro caso es mejor el formateo rápido.

Una vez formateado, empieza la instalación del Windows Xp. Para particionar el otro disco, una vez instalado el XP, podéis formatearlo, ya que si no no podrías meter datos en él.


comments
please publish modules in offcanvas module position